Categoría en Mujeres y niños

La importancia de los juguetes en la infancia

La importancia de los juguetes en la infancia

Echando la vista atrás y acordándome de las cosas con las que jugaban mis hijas, me doy cuenta que hoy dista mucho de parecerse ni tan siquiera un poco, veo cómo han cambiado las cosas y la verdad es que me entra una gran tristeza al darme cuenta que somos completamente adictos a la era tecnológica, que nos ha creado dependencia y que lejos de mantener a nuestros hijos alejados los hemos sumergido no solo un poquito, sino que más bien podemos decir que hasta el fondo. No tenemos más que echar un vistazo por cualquier lado, en cualquier parque, cualquier cafetería, lejos de haber una conversación fluida en la mesa nos damos cuenta de que el móvil es el protagonista incansable de la velada, bien en grupo o de forma individual el caso es que siempre está presente. Me hace gracia escuchar algunas madres decir, ¡mira mi hijo si no sabe andar y ya maneja el móvil! El orgullo que salen de sus palabras se ve a distancia, y la verdad es que no es que sea una cosa de la que se tenga que sentir orgullosa.

Son muchos los estudios que recomiendan que las nuevas tecnologías no son para los niños que los mantengamos alejados de ellas, que no son ni por asomo una buena influencia, pero claro nadie quiere salir de su espacio de confort, nadie quiere que esos minutos en los que se toma el café tranquilo, o ve su serie favorita se estropee, así que es mucho más fácil darle al niño el móvil que un juguete ya que estará mucho más tiempo entretenido. Evidentemente con la música y los muñecos que salen en la pantalla los niños ni parpadean, por lo que dejan a su madre a su aire durante un buen rato, sin embargo, con un juguete enseguida se aburre, después de mirarlo, de metérselo en la boca, no sabe qué hacer con él y se pone a llorar. Pues es que lo que debemos hacer es darle el juguete y no solo eso, sino bajarlo al suelo, y darle muchos más, no se trata de que juegue sino de que experimente, de que vaya descubriendo cosas nuevas, por supuesto con juguetes para su edad, por supuesto, así que antes de darle un móvil entremos en la web www.hipermaterial.es y consigamos cualquier juego o juguete de su edad, y dejemos que aprenda de manera sana, que de todo lo demás os aseguro que va a tener tiempo de sobra.

Cómo evitar el contagio de enfermedades en una guardería infantil

Cómo evitar el contagio de enfermedades en una guardería infantil

Una de las cosas que más nos preocupa como padres cuando dejamos a nuestros hijos en una guarderia infantil como Chupilandia es la propagación de enfermedades.

Cuando los niños comparten clase y zonas de juego, están expuestos a contagiarse de numerosas enfermedades típicas de la edad infantil.

El sistema inmunológico de los niños todavía no está completamente desarrollado cuando pasan por su etapa de guardería.

Es por ello que están expuestos a multitud de agentes infecciosos, bacterias, virus, etc. Por eso es normal que al comenzar la guardería los niños puedan sufrir resfriados, bronquitis, laringitis varicela u otitis.

No debemos alarmarnos, puesto que algunas de ellas son enfermedades que resultan menos peligrosas si se pasan durante la etapa infantil que en la adulta.

No decir, es mejor que el cuerpo se enfrente a dichas enfermedades de pequeño puesto que así se refuerza su sistema inmunológico de cara a la madurez.

Está demostrado que los niños que pasan por periodos de gastroenteritis en las guarderias San Sebastian de los Reyes, desarrollan menos enfermedades infecciosas cuando son más mayores.

 

¿Cómo evitar la propagación de estas enfermedades?

Si un niño ha contraído alguna enfermedad en una guardería, lo mejor es que sea apartado del resto de niños para evitar su contagio.

Un supervisor deberá hacerse cargo de sus cuidados mientras la enfermedad presente síntomas y sea propensa a ser contagiada a otros niños.

A pesar de esta medida, evitar el contagio en muchos casos no puede ser posible y muchos niños enferman a la vez.

Para ello existen medidas de higiene que debemos seguir al pie de la letra. Con ellas podemos evitar el contagio de enfermedades a otros niños.

 

Cómo promover una higiene óptima

Podemos reducir los riesgos de enfermedades infantiles si seguimos una serie de pautas.

  • Los baños deben estar correctamente desinfectados. También deberán estar limpios y disponibles tanto para niños como para personal de la guardería infantil.
  • Los juguetes también deben estar correctamente desinfectados para que los niños puedan manipularlos. Los niños son muy propensos a llevarse los juguetes a la boca, que es una de las principales vías de contagio de enfermedades.
  • Todo el personal y los niños deben lavarse frecuentemente las manos. Es importante instruir a los niños a lavarse las manos tras diferentes situaciones como antes y después de comer, después de ir al baño o después de manipular un medicamento.

Con esta serie de medidas evitaremos gran parte de contagios en una guardería infantil.